martes, 10 de julio de 2007

Transformers: la película


Confieso que nunca he sido un gran fan de los Transformers, y viendo la película, es evidente que Michael Bay tampoco.
He visto películas malas y verdaderos truños, con mejor o peor calidad cinematográfica y más o menos aceptables, pero esta película se lleva la palma, siendo el mayor bodrio que he visto en bastante tiempo. Creo que 2 horas contemplando un montículo de estiercol no alcanzarían el nivel de esta "perla".
La película está producida por Steven Spielberg, a quien obviamente tampoco le debían de gustar mucho los robotransformistas, pero que ha conseguido quitarse su sambenito de director que hace una buena película y la caga con los últimos 10 minutos. Aquí directamente la caga con los últimos 144.

El argumento de la película cabalga entre lo ridículo y lo ininteligible, no dejando muy claro si es una comedia romántica, una parodia o una película seria de acción. Hay partes que son a cachondeo, pero luego la película intenta tomarse en serio a sí misma y el resultado es terrible.

La película, obviamente, está llena de topicazos, con el friki-heroe, la chica estupenda que se acaba liando con él, los malos muy malos, los malos menos malos pero que son ridículos, y un pintoresco grupo de héroes, con varipintas habilidades.
Desgranando la película, procedo a depositar los spoilers (aunque poco puedo destripar de una película que no tiene argumento)

Una voz en off nos advierte de que la película va a apestar, hablandonos de una guerra entre decepticones y autobots, bla, bla, bla, pero sin extenderse demasiado. Al fin y al cabo, no es más que una excusa para que se peguen entre ellos y rápidamente se traslada la acción a una base militar en Qatar, donde un grupo de marines americanos escapados de la cárcel (lo digo porque ahí estaba Sucre) son atacados por un malvado decepticon porque sí, con un tiroteo que demuestra la dureza de los culos robóticos.

Más tarde la acción se traslada a un instituto, donde el protagonista, un tal Frikiwiki, o algo parecido, está tratando de vender las posesiones de su abuelo, que fue un gran explorador, para comprarse un coche, posesiones que pone a subasta en ebay y cuando por fin reúne el dinero, se va con su padre a comprarse un coche, y resulta que el coche que se compra es el transformer Bumblebee (aunque es el propio transformer el que decide ser comprado, saboteando los demás coches) y es entonces cuando en medio de la película el director nos obsequia con un remake de Herbie, donde el coche provoca todo tipo de situaciones ridículas para que el protagonista se pueda ligar a la chica, que como es obvio, acabará sucediendo (ADVERTENCIA A LOS FRIKIS CON COCHE: Esto es ciencia-ficción, en la vida real, si convencéis a la pija-maciza del instituto para que suba a vuestro coche, aparcáis en un lugar apartado, bloqueáis las puertas del coche, ponéis música romántica y empezáis a decir estupideces, lo más probable es que solo consigáis una orden de alejamiento)
Mientras tanto, un decepticon (de los malos) mezcla entre Cortocircuito y Sebulba se cuela en el Air Force One para piratear su red y meterse en internet, para así poder buscar información sobre el Frikiwiki, pues resulta que su abuelo, el explorador, descubrió en su momento un cubo de gran poder que buscan los decepticons, y encuentra datos sobre Frikiwiki (el prota) porque éste pone a la venta en ebay las gafas de su abuelo, las cuales tienen un mapa para encontrar ese cubo. Y encuentra en la citada página el nick, nombre y foto de Frikiwiki (lo más normal del mundo vamos) Y digo yo, ¿para meterse en ebay necesitaba colarse en el Air Force One? ¿No le valía con irse a un cíber?

Más adelante nos obsequian con un crossover entre Terminator 2 y American Pie, primero cuando el Bubmblebee se va de paseo, poniendo en ridículo a su dueño, Frikiwiki, haciendo que le arresten y le tengan por idiota (aunque para eso no hacía falta que Bumblebee hiciera nada) y luego cuando los robots malos empiezan a hostigar al prota. Por cierto, curiosa forma que tiene de proteger a la chica cuando se encuentra con ella en plena persecución, diciéndole que suba al coche en vez de decirle "me persigue un coche patrulla psicópatra, aléjate de mí".

Por suerte, consigue librarse de la persecución, y se presentan los Autobots (robots buenos) liderados por el robocamión Optimus Prime, quien le dice que los Decepticons son muy malos y tal, y le siguen hasta su casa, donde hay una ridícula esena de los robots paseandose por el jardín mientras en la casa la conversación de frikiwiki con sus padres parece sacada de cualquier comedia universitaria americana.
Paralelamente, hay una tipa que descubre que el hackeo del Air Force One tiene que ver con una invasión alienígena y roba unos documentos ultrasecretos para irse a mirarlos a casa de su amigo el gordo friki, y son sorprendidos por la policía, que los somete a un interrogatorio en el que el gordo friki demuestra un aplomo y una sangre fría a prueba de presiones (y cuando grita "ha sido ella" cual niño de 6 años es el único momento gracioso de toda la película) También entra la policía (bueno, una sección especial de los servicios de inteligencia) a detener a Frikiwiki, con un ridículo detective de policía liderando la operación, que al final no es más que la excusa para juntar a todos los personajes y llevarlos a la siguiente pantalla, una presa en la que está encerrado el vil Megatrón, quien obviamente despierta y se lian los palos, y es cuando nos obsequian con una herejía gorda: !Megatrón no se convierte en pistola, se convierte en OVNI!

¡Herejía! ¡Blasfemia! ¡Sacrilegio!

Podría argumentarse, y es verdad, que no quedaría serio que se convirtiera en pistola, que resultaría ridículo. Pero en el contexto de esta película, no habría quedado más rídículo si se convirtiera en regadera, en apio o en ocelote de peluche. Total, hay uno que se convierte en un Nokia.

La última pantalla (porque más que película parece un videojuego) es una pelea caótica entre robots gigantes destruyendo Washington y Megatron persiguiendo a Frikiwiki, que lleva el cubo ése, que a estas alturas de la partida, digo, de la película, yo ya no me acordaba ni para qué era. Pero que Optimus Prime insiste en que le metan en el pecho.

Al final, la confrontación acaba con Megatrón y Optimus curtiendose el chasis a sopapos, y finaliza cuando desoyendo lo pedido por Optimus Prime, Frikiwiki introduce el cubo en el pecho de Megatrón, que se muere y se acaba la amenaza transformer, lo cual me lleva a la siguiente conclusión. ¿Era Optimus Prime gilipollas? ¿No era más correcto decirle a Frikiwiki "mete el cubo en el pecho del malo"? Además, ¿qué parte no entendió Frikiwiki de "mete el jodido cubo en mi jodido pecho"?

Total, que se cargan al malo y de paso a todos y cada uno de los decepticons, y se nos revela que el malvado plan de Megatrón consistía en salvar su planeta (vil y bellaca inquina, pardiez), y concluye con los Transformers felices y contentos en el planeta tierra y con Frikiwiki apareandose con la mecánica maciza de pasado oscuro.
Publicar un comentario