martes, 20 de diciembre de 2011

Concurso jacto est

¡A jugar!

Ya he echado la solicitud para el concurso de traslados. Ayer hice la recopilación de certificados de cursos y diplomas, algunos de los cuáles ni recordaba haber hecho, y con el taco de fotocopias he ido a entregar la solicitud. Por un día me tocaba enfrentarme a la Administración desde el otro lado. Primero tenía que ir a relaciones laborales, a que me dieran el certificado de servicios prestados, y cuando ya lo tenía he ido al registro a echar la solicitud. Cuando estoy allí veo que el certificado me lo han dado mal, y que en él consta que solo trabajé en Dipu hasta el 24 de noviembre de 2009 (¿y qué he hecho yo con mi vida durante estos dos años? Y lo que es más, ¿quién me ha estado pagando la nómina?)

Obviamente era un error, pero me ha tocado ir otra vez a por el certificado, esta vez con los datos correctos. Son cosas que pasan, y por desgracia yo también me equivoco a veces. Seguro que más de lo que me gustaría. Por fin, con el papel correcto, he echado la solicitud, ahora a esperar a que resuelvan.

Pero todo esto no era sino la parte fácil de concursar. La difícil era ¿qué plaza pido? Lo cierto es que no tengo intención de moverme, que estoy a gusto donde estoy. Pero dado que la decisión que tome ahora no es vinculante, siempre está bien tener un plan B, por si acaso de aquí a que tenga que decidir si cojo la plaza que me toca en concurso (si es que me toca) pasa algo que haga que sí quiera cambiar (por ejemplo, que nos trasladen a las oficinas de Ugasko)

Y bueno, pues como algo tenía que elegir, he optado por marcar algo que no tenga absolutamente nada que tenga que ver con lo que estoy haciendo ahora, y he marcado Hacienda, concretamente IVA y Sucesiones.

Y ahora, a esperar y ver cómo se desarrollan los acontecimientos.
Publicar un comentario