domingo, 26 de febrero de 2012

Fiesta pulp!

Jokin, arqueólogo en sus ratos libres.

Disfrazarse mola. Y por ende, los carnavales. Sí, fueron hace una semana, pero había mono de más. ¿Y qué mejor excusa que un cumpleaños para hacer una fiesta de disfraces?

Concretamente, de mi señor compañero de piso (que le ha cogido el gusto a lo de celebrar su cumpleaños) y Ane. La temática esta vez era Pulp (aventuras, años 40, etc.), y aunque yo no tenía nada claro de qué disfrazarme, casi el azar me dio la respuesta. Encontré en el armario la cazadora de la foto, la que no recordaba ni que tenía, y unas buenas botas, de cuya existencia tampoco me acordaba. El resto, un paseo hasta el Casco Viejo de Bilbao, con resultado infructuoso, pero a la vuelta encontré unos bien baratos pantalones (5 euros), que me servían para el disfraz. Lo demás, a la tienda de disfraces de al lado de casa. Sombrero y pistola. Y si a eso le sumamos el látigo, remanente de la fiesta del sábado pasado (lo dejo así, que explicado pierde toda la gracia), pues ya estaba el disfraz hecho.

Por lo que a la fiesta se refiere, pues en casa comiendo y bebiendo hasta más o menos las 12, y luego a Mazarredo, donde me preguntaron si iba disfrazado de... Juan Luis Guerra (¬¬) Luego al Azkena, y a una hora razonable (4-5 de la mañana, de vuelta a casa).

Y con esto, ya tenemos medio disfraz hecho. Ya tengo para Rúnicos de este año.
Publicar un comentario