domingo, 22 de mayo de 2011

Piratas del Caribe IV

El temible pirata Barbanegra.

Cuarta parte de la "versión cinematográfica de Monkey Island", o lo que es lo mismo, de las aventuras de Jack Sparrow, en esta ocasión protagonista de la película. Ya que aquí no tenemos a Orlando Bloom ni a Keira Knightley.

Mis expectativas he de decir que eran nulas, pero la sorpresa ha sido más que grata, hasta el punto de plantearme si no es esta entrega la mejor de la franquicia, con escenas de acción trepidante, una historia que sí es de piratas (no en vano se inspira directamente en la obra de Tim Powers "En costas extrañas", que ya había inspirado, aunque de forma no tan directa Piratas del Caribe) y un montón de personajes con carisma. Hasta el punto de que Jack Sparrow está lejos de destacar en el reparto. Sin ir más lejos, el aquí corsario Capitán Barbosa se lo come en pantalla cada vez que coinciden. Agradable también la sorpresa de Penélope Cruz, que consigue estar a la altura y no desentonar, lo que es sinceramente mucho más de lo que yo le pedía.

Me sobra tal vez el personaje del misionero, con una trama totalmente prescindible, con el pagafanteo a la sirenita (y se agradece que en esta película las sirenas sean sirenas de verdad) pero quitando eso, la película es totalmente amena y muy divertida. Además de consistente, aunque en partes, sobre todo al principio, sí que cae en ser una mera sucesión de escenas que molan porque sí.

Yo fui al cine esperando el certificado de defunción de los piratas del Caribe, y la verdad es que me encontré con un enorme salto con respecto a la tercera. Blockbuster totalmente recomendable. Sin duda.
Publicar un comentario