viernes, 21 de octubre de 2011

Día de comidas y cenas

Dramatización figurada.

Hoy me he levantado con el estómago lleno, por culpa de los compromisos sociales de ayer; una cena y una comida. La comida era con los del trabajo, con motivo de la celebración de que una compañera se nos casa, así que fuimos a comer al Baden-Baden, local de la Gran Vía que bien podía haberse denominado "Traguen-traguen", porque nos pusieron comida como para acabar con el hambre en casa de Carpanta. Total, que acabamos de comer a eso de las 7 de la tarde (para disfrutar a modo de postre del comunicado de "la ETA"). Mi estómago estaba a punto de rventar, pero resulta que a las 8 había quedado con gente de Mod-PC para una... ¡cena!

Lo que es asistir, pues asistí. La cena fue en el FresCo, y en mi caso consistió en... una Coca-Cola. Un gramo más de comida y habría acabado como el Sr. Creosote del Sentido de la vida. Por suerte me dejaron pagar solo la bebida y no el menú entero. Si no, me habría salido un poco carilla la cosa.

Y mañana boda. Urgh, mi barriga va a reventar.
Publicar un comentario