miércoles, 22 de agosto de 2012

Aste Nagusia 2012: día 4

No debí beber de ese katxi.

Día tranquilito el de ayer, en el que bajé a las txoznas, sí, pero con una pequeña peculiaridad. Bajé cuando aún era de día, y volví a casa francamente pronto. Entre la pereza por un sitio y que la gente no se terminaba de animar a salir (y no me apetecía ponerme a hacer llamadas) vi que quedarme en casa viendo Oz tampoco era mala idea del todo.

Pero a cambio pude darme un paseo por la zona de txoznas y verlas de día, cosa que no suelo hacer habitualmente. Y me hizo gracia el alien de la foto (la cual se vería mejor si la gente no tuviera a bien ponerse delante de la cámara).

Por lo demás, poco destacable que comentar.
Publicar un comentario