jueves, 21 de marzo de 2013

A Lanzarote

 
Este no, el otro. 

Después de perpetrado el chiste con el Lancelot artúrico, aclaro que me refiero a la isla canaria, la cual tengo intención de visitar en abril-mayo. Una semanita de relax y playa, más ver los atractivos turísticos: Timanfaya, los Jameos del agua, alguna isla cercana... y lo que vaya descubriendo en mis investigaciones. Y por supuesto, atrasar el reloj una hora, en la que será mi primera estancia en las Islas Canarias.

El vuelo está cogido, ahora toca coger el alojamiento, y un coche para el movimiento por dentro de la isla. No para ir hasta ahí, claro, que los coches no flotan tanto.
Publicar un comentario