jueves, 28 de mayo de 2015

Dulces mandarinas y amargas naranjas

Hoy se nos han atragantado.

Día de cítricos, con cosas buenas y cosas malas. En lo bueno la película "Mandarinas", sobre la que ya me pronunciaré mañana, en lo malo otro tipo de mandarinas, las que nos hemos tirado hoy contra el Valencia en un partido que perfectamente puede ser el último en Miribilla de esta temporada.

Un equipo acostumbrado a darnos alegrías, como es el Valencia, nos ha salido hoy respondón y ha ganado el primer partido de playoff (76-91), lo que obliga a ganar allí, y sumando que son mejores que nosotros (que lo son, y mucho) a que jugarán en casa, hace que sea prácticamente misión imposible. Pero bueno, mientras hay vida hay esperanza, y mientras medio Bilbao estará pensando en fútbol el sábado, mi mente estará en la Fonteta. Hoy no ha podido ser y salvo sorpresa, que nos permitiría jugar la reválida del lunes, la liga ya se ha terminado.

Pase lo que pase no nos podemos quejar, la temporada ha sido sobresaliente.
Publicar un comentario