miércoles, 27 de mayo de 2009

Blutú

Blue Tooth no es esto.

Y tampoco es esto.

Es esto

Fiel a mis principios, a falta de nada mejor que contar dedico la entrada a otra chorrada pianoidea, inspirándome esta vez en la cotidianeidad, en cómo a causa de los problemas que me daba la tarjeta de memoria del teléfono cada vez que quería pasar fotos al ordenador, y el engorro que suponía, me he pasado al maravilloso mundillo del pinganillo Bluetooth para pasar los datos de ordenador a teléfono y viceversa, más rápido y cómodo, y con menos riesgo de que se acabe estropeando la tarjeta de memoria de tanto meterla y sacarla (desde aquí animamos a los lectores más pueriles a que hagan todo tipo de chistes soeces, y si ello no bastara, sírvanse llamar "pitorro" al periférico USB, y tan contentos que nos quedamos).

El utensilio es el de la foto, la cual ha sido sacada con el móvil y trasladada al ordenador mediante un azul mordisco.

Entrada insustancial, humor procaz y terribles chistes gráficos. ¿Alguien da más? Está claro que este blog lo tiene todo. Hasta la próxima entrada.

Publicar un comentario