lunes, 18 de noviembre de 2013

El Rey León: el musical

Espectacular.

"El Rey León" es un musical que ha dado mucho que hablar, y la verdad es que no es para menos. La puesta en escena y todo el despliegue visual y sonoro consiguen emocionar y fascinar, y desde luego que vale la pena pagar el dinero de la entrada.

Sin embargo, y aunque me ha gustado mucho, sí hay algunas cosas negativas, que no me terminaron de gustar. La más importante de ellas, y la que más llama la atención, es que las letras no son las mismas que en la película, al menos en la versión en español. Esto supongo que será un tema de derechos (que los de la canción original irán por una parte y los de la letra en castellano por otra), y es una pena no poder canturrear las letras que uno ya se sabe.

También había pequeños detalles, como algunos actores que en las partes más teatrales sonaban un poco forzados, seguramente por no ser el español su idioma, u otros, como el caso del Simba adulto (el actor era mexicano) sonaban un poco a telenovela. Y bueno, Mufasa no es que lo haga mal, que no lo hace mal en absoluto, pero la sombra de Constantino Romero era excesivamente alargada. Y a la escena de su muerte le faltaba dramatismo (aunque la estampida estaba logradísima). Simba niño, mucho mejor en las escenas alegres, haciendo de entrañable pilluelo, que en las serias.

Tampoco juega a favor del musical el hecho de que la mejor escena sea la primera (y no es porque las demás no lo sean, pero es que la escena introductoria es tan jodidamente buena, que deja el listón altísimo), y es cierto también que el primer acto es en general mejor que el segundo. Tal vez sí se hace un poco largo, y hubo alguna escena, como la del río, que tal vez no era tan necesaria.

Pero lo peor de todo, era el personaje de Timón, que pasaba aquí de ser el gracioso alivio cómico a ser un chiste de andaluces con patas. ¿De verdad, quién pensó que era buena idea hacer que Timón hablara como un gaditano?

Pero a pesar de esas cosillas, el musical merece muchísimo la pena (con la primera escena casi se me saltan las lágrimas, debo decir), y de entre lo bueno, lo mejor serían las actuaciones del tucán Zazú, y sobre todo de la sobresaliente actuación de Scar.
Publicar un comentario