domingo, 5 de junio de 2016

Días de pan y juegos

No cabe duda de que hoy me he ganado el pan.

Domingo a estas horas, pues lo típico, hablar del fin de semana. Viernes una siesta, capítulo de Vikings y al cine, a ver la peli que comentaba ayer, X-Men: Apocalipsis, que tuvo el aliciente de ir en manada, en grupo de 9 personas, que siempre tiene su encanto.

Ayer sábado iba a haber dirigido una partida de Cultos Innombrables, pero no pudo ser, así que se cambió por juegos de mesa, con Dixit, Winner´s Circle y Spartacus, entre otros. Y por la noche, a tomar unas cañas y socializar, como las personas mundanas.

Hoy domingo, por la mañana me da el punto y hago algo que llevaba sin hacer desde primaria: pan casero. Con el robot de cocina a modo de horno, cosa fácil: hacer la masa (500 gr de harina, sobrecito de levadura, 2 cucharaditas de sal, una de azúcar y 300 cl de agua), amasar durante un buen rato y 90 minutos de horno. Y para darle un poco más de enjundia, un poco de txistorra por dentro. El resultado, que era una incógnita, más que aceptable. Tal vez un poco blandurrio por la parte de arriba, pero rico de sabor.

Por lo demás, partida de Star Wars Rebellion por la tarde, con victoria del rebelde (que era yo), y a casa, a seguir viendo Vikings.
Publicar un comentario en la entrada