jueves, 5 de noviembre de 2009

De vacaciones hasta el miércoles

Flesland, el aeropuerto de Bergen

Ayer fue mi primer día, y hoy ya estaba de vacaciones. La verdad, en pocos trabajos puede uno permitirse ese lujo, aunque lo cierto es que no pasa de lo anecdótico, ya que las vacaciones las tenía firmadas de antes, y ha sido meramente circunstancial que coincidiera en el tiempo. Eso sí, llegan a poner mañana el día del nombramiento, y me hacen un hijo de madera. They make me a son of wood.

Mañana a las 7:30 sale mi vuelo con destino a Frankfurt, donde cogeré otro avión para Oslo, y de ahí a Bergen (llego allí a las 17:30), donde pasaré el fin de semana, siendo la vuelta el lunes. El martes descansaré, y el miércoles de nuevo a trabajar.

El martes contaré qué tal por Bergen.
Publicar un comentario