miércoles, 24 de marzo de 2010

El misterio del DVD

El DVD fantasma.

Este mes me estoy dedicando a mandar expedientes a escanear, que tenemos el archivo un tanto saturado con tanto papelote, y la Administración tiene que modernizarse, y cuando uno rebusca entre la telarañas de la gruta de los misterios a la que llamamos archivo, sabe que se expone a encontrarse con cosas raras.

La rutina simple es coger expedientes, juntarlos, albaranarlos (exista o no el verbo) meterlos en cajas (previamente manufacturadas por uno), etiquetarlas, apilarlas y llamar para que vengan a recogerlo, un trabajo tranquilo y satisfactorio, porque te pones tranquilamente con la música, y para cuando te das cuenta has llenado la sala de cajas (a lo ingeniero del Wolfenstein) Pero como ya he dicho, a veces te encuentras con cosas que se salen de lo común, más incluso que el típico expediente colocado fuera de sitio, o de una carpeta mal hecha, y pasan cosas que bien podrían ser el inicio de una partida de Cthulhu, una película de terror japonesa, o una novela de Dan Brown.

Una de las carpetas presentaba un grosor mayor de lo común, y algo que obviamente no era papel. En su interior había un DVD (¿?) con un críptico "documental: [Título censurado, por respeto a la privacidad]." ¿se había traspapelado? ¿tenía algo que ver con el expediente? ¿contenía secretos prohibidos al ser humano?

Solo había una forma de averiguarlo, que era reproducir el DVD. En él había un video, y efectivamente, era una especie de psicodélico documental, con un señor disfrazado de Jesucristo, un sonido malísimo, y un DVD que se resistía a salir del ordenador (ya está, ahora es cuando sale el bicho peludo de la pantalla y nos mata a todos).

Esto podría dar pie a numerosas teorías, y acabar de cientos de formas. El desenlace oficial, el que diré cuando me pregunten, es que descubrí que el DVD lo había aportado para acreditar que un dinero cuyo gasto le habían pedido que justificara lo había invertido en el documental, y que lo aportaba como prueba. Pero, ¿es esa la verdad, o simplemente algo que me he inventado para no revelar las terribles verdades que contenía?
Publicar un comentario