miércoles, 3 de marzo de 2010

Faxpam

 
Eso nos llegó

El otro día recibí una oferta maravillosa, un horno de convección plus de 5,4 KW con inversor de giro, que sin saber mucho del tema ya me sugiere que debe de ser la hostia. Me emplazan también a ponerme en contacto con su departamento comercial, a fin de adquirir tan impresionante electrodoméstico, con una oferta válida solo del 1 al 15 de marzo (¡aún estoy a tiempo!)

A decir verdad, el anuncio no presenta nada especialmente notorio, y no pasaría de ser algo rutinario de no ser por el canal empleado para hacernos llegar la publicidad, que no fue otro que el fax de la oficina, que se utiliza casi exclusivamente para que los servicios sociales de base de los ayuntamientos nos envíen documentación sobre los expedientes. Por lo que debo suponer que o bien un horno quiere ser titular de prestaciones sociales (que podría ser, la crisis afecta a todos) o que se equivocaron al marcar el número y nos llegó a nosotros por error.

Pero en el momento no negaré que resultó bastante cómico recibirlo. Que al spam por e-mail está uno acostumbrado, pero al faxpam ya no tanto.
Publicar un comentario