martes, 3 de diciembre de 2013

De narices

La foto podría no corresponderse con la realidad. 

Hay cosas que no por evidentes son menos positivas, y trámites que siempre asustan un poco. Hoy era el caso, y ha salido todo bien.

De normal no suelo ser tan enigmático, pero suele ser mi política cuando se refiere a hechos ajenos a mi persona.

Venga, va, hoy operaban de la nariz (no por motivos estéticos sino respiratorios) a una persona muy cercana, y no era nada especialmente grave, pero como que el término quirófano siempre impresiona un poco. Y ha ido todo bien (salvo por la parte preoperatoria, donde parece que querían ahorrarse la anestesia durmiendo por aburrimiento.

Pero a pesar de eso todo bien, y una operación a la que tal vez mi nariz y yo también deberíamos sometermernos algún día (respirar por la nariz me es tan fácil a veces como hacer malabares con pianos). Aunque cierta quirofanofobia me da reparos...
Publicar un comentario